La comida mexicana ha sabido ganarse un lugar destacado en las preferencias gastronómicas de personas con distintas nacionalidades. Muchos restaurantes mexicanos en Latinoamérica así lo confirman.

Quizás muchos de los platos típicos mexicanos ya los haya probado. Sin embargo, si viaja a México no desaproveche la oportunidad de probar preparaciones que sólo se consumen en regiones específicas. Y que a pesar de ser muy deliciosas, no alcanzaron la fama internacional de muchos otros platos regionales. Conozca algunas comidas típicas de Guanajuato, Oaxaca y Monterrey:

Platos típicos de Guanajuato

Los platos típicos de este estado mexicano son los siguientes:

  • Tumbagón: también conocido como el “dulce de la fidelidad” por su forma de alianza de matrimonio. Es originario de San Miguel de Allende y se prepara con naranja, anís y trigo, luego es espolvoreado con azúcar impalpable y canela.
  • Pan de Acámbaro: Este pan se realiza hace más de 100 años y representa una importante entrada para la ciudad de Acámbaro, ya que más de 500 familias trabajan en la producción de este famoso producto que contribuye con el crecimiento de la región.

Platos típicos de Oaxaca

  • Chiles de agua rellenos de quesillo: Estos chiles rellenos de queso, vegetales, frijoles y chorizo es un plato de raíces prehispánicas muy representativo de la gastronomía oaxaqueña.
  • Chapulines asados: Para los paladares más osados, este plato cuyo ingrediente principal es el chapulín (insecto) se puede consumir con varias salsas y tortillas. Muchos aseguran que es una delicia culinaria.

Platos típicos de Monterrey

  • Arrachera: El corte de res conocido también como entraña. Esta carne se deja marinar para que sea más suave. Luego se cocina con huevos, especias y picante. Se come con tortillas y salsas.
  • Capirotada: Plato típico que se consume en la época de cuaresma, se realiza con rebanadas de pan que se cocina con pasas, nueces, almíbar de azúcar negra, guayaba, plátano y cacahuates (maní). Plato muy similar a las populares torrijas.