Los tours gastronómicos son tendencia en América Latina, anotarse en uno de estos paseos culinarios le permitirá conocer lugares en CDMX que quizás no pueda encontrar por su cuenta. Estas actividades están diseñadas para visitar lugares que no son tan comunes para los turistas, y en donde se pueden probar comidas y bebidas desconocidas para los que no son mexicanos.

Estos paseos son organizados por profesionales que coordinan grupos con pocas personas para garantizar la atención personalizada ante cualquier duda, pregunta o necesidad. Los guías son profesionales con conocimientos gastronómicos y bilingües.

No sólo se trata de comer y beber sino también de conocer las raíces de la cultura gastronómica mexicana. Pequeñas charlas de historia que enriquecerán mucho más la experiencia culinaria.

¿Qué se come y bebe en los tours?

Los paseos son varios, e incluyen todo tipo de manifestaciones culinarias, se puede visitar un pequeño restaurante en la zona del zócalo en el casco histórico, comer en un puesto callejero de tacos gourmet o visitar uno de los mejores restaurantes de la ciudad como Azul Condesa o Biko, en donde se necesita reservación. Los paseos son organizados y personalizados según los requerimientos del grupo.

También existen paseos temáticos para degustar tequila y aprender de su producción, tours de bares y restaurantes que no son tan turísticos y otras opciones más.

Cocina prehispánica mexicana

Hay también una fuerte tendencia a revalorizar las raíces culinarias de la cocina prehispánica mexicana. Recrear recetas con las técnicas culinarias más modernas e innovadoras. Muchos restaurantes se esmeran en crear platos con ingredientes ancestrales, para mostrar al mundo que la comida mexicana no es sólo tamales, quesadillas y guacamole.

Muchas recetas regionales se están cocinando en los mejores restaurantes de México, dando valor a la cocina tradicional mexicana que no se comercializó, que aún conserva sus ingredientes y preparaciones ancestrales.